Silencio para las víctimas y abucheos al Gobierno en Niza