El Barcelona sufre en San Mamés para conseguir una plaza en cuartos (1-1)