Britney Spears teme que sus hijos puedan seguir sus pasos