Carla Bruni asegura que no tiene "ninguna influencia política" sobre su marido