Comensales chinos devoran un pez vivo en un restaurante