"Edar", trabajar sin descanso como el portavoz del Gobierno nipón tras el seísmo