Empiezan a derribar el parque de atracciones de Artxanda, cerrado desde 1990