Lorenzo hace buenos los pronósticos y vuelve a ser el más rápido en Estoril