Luis Enrique defiende la dificultad de marcar ante el Elche a pesar de la goleada