Lula da Silva aplaude durante su toma de posesión como ministro de la Casa Civil