El Mallorca deja a Aguirre en la 'cuerda floja'