La Manada: tercera firma obligatoria en el juzgado