El médico de Michael Jackson interrumpió la reanimación cardiopulmonar del artista