Mismo once y misma táctica para alcanzar las semifinales