Ogier se hace con el triunfo por sólo dos décimas de segundo sobre Latvala