Policías españoles, franceses e italianos juntos para hacer nuestro verano más seguro