Primeros problemas del R-29