El Villarreal, con las semifinales en su mano