Una venganza sentimental en el foco de la Guardia Civil en la muerte del concejal de Llanes