Los cántabros, farolillo rojo con nueve puntos