Emma Watson podría convertirse en la nueva Lisbeth Salander