Furor en Brasil por Rock in Rio agota las 600.000 entradas disponibles