Manuelita Sáenz, camino a un simbólico reencuentro con Simón Bolívar