Michael Connelly dice que "en los últimos ocho años Estados Unidos ha sido una ínsula"