The Gift, "un grupo atípico de Portugal", llena el rock de esperanza