Ola de crímenes desata las risas en su preestreno