Se estrena en Chile una obra que sólo puede ser vista por un espectador