Los Frikis ya tienen supermercado