Salma Paralluelo y María Vicente, jóvenes atletas sobradamente preparadas