Los guardias de seguridad de Amber Heard y Johnny Depp cargan contra la actriz