Pone una cámara en su trasero para ver cuántos se lo miran