El AVE Madrid-Valencia prevé sustituir el 55 por ciento de los desplazamientos en avión en 2011