Alimentos, combustibles y desempleo amenazan la estabilidad, alertan el FMI y el BM