El BCE prevé un deterioro mayor del mercado laboral en la zona del euro