El plan del BCE mantiene en mínimos el interés del bono español a diez años