El Banco de España no descarta intervenir en alguna entidad financiera