La Bolsa se queda al borde de los 10.200 puntos