La Casa Blanca confirma que General Motors se declarará mañana en quiebra