La Casa Blanca le subraya a Pekín la necesidad de reducir los desequilibrios comerciales