Cambian los escaparates para promocionar el consumo