Corbacho insiste en que no habrá congelación salarial ni despido libre