La Generalitat de Cataluña ultima una emisión de bonos por 2.700 millones