Gobierno valenciano ve legítimo el trabajo por conseguir grandes inversiones como Eurovegas