Hacienda ha abonado ya 50 millones de euros en devoluciones del IRPF, tres veces más que en 2012