La prima de riesgo se relaja por debajo de los 380 puntos tras al subata del Tesoro