El Ibex inaugura el año con una subida del 0,2%, que le acerca algo más a los 8.600 enteros