Latinoamérica avanza desde 2006 pero aún hay desafíos en materia laboral