El Ministerio de Industria ahorró 500.000 euros en 2009 de factura energética