Procter and Gamble ganó un 5 por ciento menos en su ejercicio fiscal de 2010