Rodrigo Rato asegura que España no tiene riesgo de intervención